Anuncio superpuesto

Aviso Cookies

Botones

Agenda

“No podemos rompernos en nuestra propia sombra”

El poeta Antonio Carvajal recibió ayer el nombramiento de hijo predilecto de su localidad natal, Albolote, en un acto en el que estuvo acompañado por un buen número de amigos


Antonio Carvajal en un momento durante el discurso de agradecimiento por el reconocimiento recibido
Javier Irigaray / 08·05·2016

El reconocimiento tuvo lugar a mediodía de ayer, sábado 7 de mayo, y dio comienzo con la lectura por parte de Alejandro Ocete, concejal de protocolo del Ayuntamiento de Albolote, del acuerdo aprobado unánimemente por el Pleno que nombraba hijo predilecto de la localidad al poeta Antonio Carvajal Milena.

A continuación, Antonio Chicharro, presidente de la Academia de las Buenas Letras de Granada glosó la vida y obra del homenajeado, subrayando la vinculación de buena parte de ella con el pueblo que le vio nacer y crecer, y poniendo de manifiesto que la distinción que se le otorgaba durante esa jornada era, “si no la mayor, sí la más cercana al corazón y, por tanto, la más querida”. Después mencionaría otros reconocimientos que colman las alforjas del vate, entre los que destacó el Premio Nacional de Poesía, el Andalucía de la Crítica o el Villa de Oria, del que fue acreedor, recordó Chicharro, en 2009.

El presidente de la Academia de las Buenas Letras de Granada distinguió en Carvajal la “sabiduría campesina de la vega y esa humildad que le hacía declararse uno más entre todos en un país que carecía de casi todo”, y puso de manifiesto el dominio de la técnica del poeta homenajeado, fundamental en poesía, apoyándose en una sentencia de Gustavo Adolfo Bécquer: Sin técnica, no se puede domar el rebelde idioma. 

Terminó Chicharro recordando una frase de Carvajal que es toda una síntesis de su poética: “Le pido a la poesía no tanto que ordene el cosmos como que me lo haga más vividero”.

A continuación, Antonio Carvajal, visiblemente emocionado, confesó estar viviendo una “balsámica sensación de gozo”.

Tuvo un recuerdo conmovido para sus padres, “a ellos se lo debo todo”, y resto importancia a sus méritos, “soy simplemente uno más, leal a quienes han depositado en mí su confianza”.

El poeta se miró, como se mira siempre, en el espejo del otro, porque “no podemos rompernos en nuestra propia sombra”, y se congratuló de que, en su caso, se diera la feliz coincidencia entre vocación y profesión.

Sobre su poesía, Carvajal se limitó a decir que “un escritor es bueno por su obra, pero que lo hacen mejor la calidad de sus lectores”. Y no quiso terminar sin afirmar que, cuando escucha o lee a alguien referirse a él como ‘poeta granadino’, su conciencia reivindica siempre que “mi patria es Albolote, aunque Granada es mi matria”.

Por último, la alcaldesa Concepción Ramírez declaró que el reconocimiento a Antonio Carvajal como hijo predilecto de la localidad, la más alta distinción que puede otorgar el municipio, era un acto de “justicia, gratitud, cariño y orgullo” que se sumaba a la calle que ya lleva su nombre, al premio internacional de poesía que también lo tiene y, próximamente, anunció en primicia, a la denominación de la Biblioteca Municipal.

El acto, que tuvo lugar en el patio central del Centro Cultural Fernando de los Ríos, atestado de amigos del poeta que quisieron compartir con él un día tan señalado, concluyó con la interpretación por parte de la soprano Carmen Serrano, acompañada al piano por Antonio López, de varias canciones populares de Federico García Lorca, así como de un poema de Antonio Carvajal que fue musicado por Antón García Abril.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Noticias
 
© 2014 Comunicación Vera Levante, S.L. Todos los derechos reservados
Aviso legal | Privacidad | Diseño Oloblogger