Anuncio superpuesto

Aviso Cookies

Botones

Agenda

Sensi Falán: Magia y luz

La música reside y se interna en el alma cuando se canta desde lo más hondo, con fuerza, con sutileza, con alegría. Cuando todo se traduce en goce, en verdad e intensidad. Sensi Falán nos hace vibrar y nos invita a sentir la vida más grande, más profunda y llena de horizontes.


Sensi Falán y sus músicos en La Guajira, con la Alcazaba iluminada como telón de fondo

Pilar Quirosa-Cheyrouze* / 20·08·2015

La emoción nos llegó nuevamente el pasado viernes desde el escenario de La Guajira, asociación socio-cultural ubicada en la calle Cruces Bajas, con el incomparable marco de la Alcazaba iluminada, allá al fondo, y la luz propia contenida en la voz de la artista, mujer sencilla, noble y generosa. Siempre cerca de su Chanca, de su gente, manantial desbordado de sensaciones inmensas, acompañada de la maestría de sus músicos Chochi Duré, Mateo García y Curro Domene. Temas cantados por su autora, en constante ofrecimiento, para un nuevo trabajo musical que podremos disfrutar dentro de pocas fechas: “Vivir el verso”, disco-libro editado por el IEA, que ha contado con la estrecha coordinación y colaboración en el tiempo de Pepe Criado, autor de “Décimas del enamorado”, Javier Irigaray, con el poema “Minutos de pan y chocolate”, Antonio Carbonell, con los versos “Tengo poderes”, y Mar Verdejo, con el poema “Quédate conmigo”, tarareado en explosión de matices por todos los asistentes. Un diálogo íntimo con la palabra: versos de Juan Goytisolo que sonaron llenos de intensidad en una noche especialmente mágica, junto a un tema musical escrito por Sensi Falán, telúrico y lleno de signos: “Lola, soñando al Magreb”, inspirado en una muestra fotográfica de Adolfo Olmedo. Otros poemas han sido musicados por la autora para este disco, caso de “Llamada de los dioses”, de Aurora Luque, “Soneto del suspiro y la luz”, de Julio Alfredo Egea, “La enamorada”, de Raúl Quinto o “El cielo amarillo”, de Mathilde Sorel. Versos de Ana Santos, “Buscando ingenios”, homenaje en el tiempo. O la mirada de Antonio García Soler y su “Calle del aire”, junto a los sones de un poema VI de “Valle de Lanz”, ecos y latidos en medio de la acogedora brisa de la noche. Poemas vinculados al amor por la tierra, de descriptible sabor mediterráneo. Versos especialmente ligados a ese espacio chanqueño que habla de renovadas madrugadas, de un aire necesario para la celebración de la vida. Porque Sensi transmite, desde la herencia de las tradiciones, sentimientos pulsados por una voz sin artificios, con sinceridad y entusiasmo. Porque cuando tanta sensibilidad se expande, cuando una voz nace de sentimientos tan profundos, acompañada del salitre marino y el paisaje físico y humano, todo un movimiento nacido desde la hondura se desborda por los caminos del presente. Y entonces, podemos confiar en lo mejor que existe en el ser humano, recorriendo palmo a palmo esa libertad deseada y compartida. Y es Sensi Falán quien lo canta, quien llena el espacio de la noche: “Las luces se encienden/, la Chanca se pierde montañas arriba/ a un cielo que quiere morirse deprisa”, para renacer cual ave fénix desde la atalaya del horizonte, donde espejea el mar a la luz de cada aurora.
________________________
Artículo publicado por su Pilar Quirosa-Cheyrouze ayer, 19·08·2015, en su columna Puerta Purchena en Ideal.

Sensi Falán durante el concierto en La Guajira

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Noticias
 
© 2014 Comunicación Vera Levante, S.L. Todos los derechos reservados
Aviso legal | Privacidad | Diseño Oloblogger