Anuncio superpuesto

Aviso Cookies

Botones

Agenda

50 años de Satisfaction

Todo un himno, incluye el primer gran riff de guitarra de la historia. Sencillo y contundente



The Rolling Stones en 1965
Versovia.com / 11·06·2015

The Rolling Stones, una de las bandas míticas de la música mundial, tuvo un buen motivo para festejar el fin de semana: "Satisfaction", al vez la canción más famosa del mundo, cumplió 50 años el sábado pasado.
El 6 de junio de 1965 salió en los Estados Unidos el tema "(I Can't Get No) Satisfaction” de los Rolling Stones. Tiempo después llegó al mercado del Reino Unido. Un canción que marcaría a una generación y, en especial, cambiaría la historia de la popular banda.

Para mediados de los´60, los Rolling Stones ya contaban con un importante éxito en los Estados Unidos. El grupo estaba realizando una nueva gira por dicho país y en cada una de sus presentaciones causaba locura entre los más jóvenes y preocupación en sus padres. Muchos de ellos no veían con buenos ojos el estilo de la banda.

En mayo de 1965, el grupo se encontraba en el sur de los Estados Unidos. Una noche, Keith Richards se despertó en su habitación de un hotel en Clearwater (Florida). Tenía en mente un riff y no quería olvidarlo. Sin dudarlo, agarró un precario magnetófono y comenzó a grabar la idea tocando la guitarra. Su estilo era una suerte de inversión del tema "Dancing in the Street” de Martha & The Vandellas. De repente, el músico se durmió tocando.

A la mañana siguiente, al escuchar la cinta encontró ese particular riff. Luego, sabiendo que tenía algo muy importante en sus manos, Richards se lo mostró a Mick Jagger. El guitarrista tenía bien en claro lo que quería para el tema. "Las palabras que quiero son ‘I can´t get no satisfaction’” le dijo a su compañero. Se trataba de un verso del tema "Thirty Days” de Chuck Berry. En 10 minutos el cantante terminó la letra.

La banda aprovechó la gira para grabar algunas de sus nuevas canciones. Ya en Los Angeles, los integrantes de los Rolling Stones se metieron a trabajar con "Satisfaction”. En un momento de la grabación, Keith pidió un poco más de distorsión para su guitarra. Ian Stewart (tecladista) fue a un local de música a ver algunas novedades y volvió al estudio con un distorsionador Gibson, el primero que había fabricado la empresa. El efecto dio en el blanco y terminó dándole su característica al riff. La grabación de la canción se terminó en la mañana del 12 de mayo.

Keith Richards destacó que cuando compuso el tema le pareció interesante, pero con el correr de los días fue perdiendo su interés por "Satisfaction”. El músico quería reemplazar la marcada intro por vientos.

"(I Can't Get No) Satisfaction” sigue siendo un tema obligado para los Stones. La canción sirvió para marcar una diferencia entre los Rolling Stones y los otros grupos contemporáneos como los Beatles. En cada una de las presentaciones de la banda cuando suena "Satisfaction” sigue despertando la misma pasión. 

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Noticias
 
© 2014 Comunicación Vera Levante, S.L. Todos los derechos reservados
Aviso legal | Privacidad | Diseño Oloblogger